El futbol mexicano ¿Problema sin solución?

0
81

Mientras haya dinero todo seguirá igual

Yon de Luisa es empleado institucional de Televisa y actual presidente de la Federación Mexicana de Futbol (FMF), la empresa para la que trabaja se apropió del futbol profesional en México, desde hace muchos años, el grupo maneja de acuerdo a sus intereses, la Selección Nacional, las Ligas Mx, varonil y femenil, los derechos de televisión, y todo, absolutamente todo lo que es el deporte más popular en México; el millonario negocio ha sido redondo, pero ese desmedido interés por generar riqueza ha dejado lo que es el futbol cancha en el olvido; México fue a Catar con la intención de por fin, llegar al quinto partido, pero la triste realidad indica que ahora ni siquiera se alcanzó el cuarto.

En México existen dos grupos de poder que pelean a Televisa el control del futbol, uno es grupo Pachuca, con la familia Martínez, y el otro es Grupo Orlegui, con Alejandro Irarragorri a la cabeza; los Tuzos del Pachuca y los Esmeraldas del León pertenecen al primer grupo, mientras que Atlas y Santos Laguna son hermanos con el apellido Orlegui. El casino Caliente y las firmas cerveceras también tienen injerencia en el negocio, al igual que las televisoras, pero nadie con el peso que tiene el consorcio televisivo propiedad de Emilio Azcárraga.

En las oficinas de Av. Chapultepec 18 se toman todas las decisiones importantes en torno al futbol mexicano; la Federación Mexicana de Futbol (FMF) es el organismo rector del balompié nacional, pero tiene al frente a Yon de Luisa, un títere al servicio de Emilio Azcárraga. Cuando México quedó eliminado del Mundial de Catar 2022, de Luisa sencillamente dijo de manera irresponsable; “sólo nos faltó un gol, quedamos eliminados por la falta de un gol”. Bajo ese concepto es claro que Yon de Luisa ignora que el fracaso mexicano en Catar 2022 es sólo el último eslabón en una cadena de fracasos que hoy tiene a México muy lejos de ser el “Gigante de Concacaf” que fue durante varios años, sí, mientras los estadounidenses aprendían a manejar correctamente el futbol y tener una liga rentable que ha enviado a muchos jugadores a los mejores equipos de Europa.

En el presente ciclo de Yon de Luisa al frente de la FMF, México fue eliminado de los Juegos Olímpicos de 2024, en ambas ramas, también se fracasó en la eliminatoria para el Mundial Sub 20, al perder el equipo dirigido por Luis Ernesto Pérez, frente a Guatemala en tandas de penales; lo más doloroso del caso es que el Pre Mundial se celebró en territorio mexicano. Ese sonado fracaso le costó el trabajo a Gerardo Torrado, entonces Director de Selecciones Nacionales, el ex futbolista fue separado junto a su equipo de trabajo; Yon de Luisa conserva su cargo, y lo más seguro es que ahí se mantenga, a pesar del fracaso más grande de México en una Copa del Mundo, desde Argentina 1978, cuando no se avanzó a la segunda ronda.

Han pasado los mejores técnicos mexicanos al frente de la Selección Nacional; José Manuel de la Torre, Javier Aguirre, Enrique Meza, Hugo Sánchez, Manuel Lapuente, Miguel Mejía Barón, Víctor Manuel Vucetich, Miguel Herrera, Ignacio Trelles, Raúl Cárdenas y José Antonio Roca; entre los extranjeros hubo oportunidad para Bora Milutinovic, Sven Goran Eriksson, Juan Carlos Osorio y Gerardo “Tata” Martino; nada se ha logrado porque se puede tener al mejor director técnico del mundo, pero si las cosas se hacen igual, difícilmente habrá resultados diferentes. México y su futbol necesita un cambio radical, hay que atacar los problemas de origen y dejar de creer que por ser campeón de “juegos moleros” es real la posición en que la FIFA ubica a la Selección Nacional Mexicana.

EL SISTEMA DE COMPETENCIA PROMUEVE LA MEDIOCRIDAD

Las principales ligas de futbol en el mundo se juegan en torneos largos y no existe liguilla, por lo que el campeón es aquel que sume más puntos al término de las dos vueltas del calendario. En México todo es diferente y en busca de tener un millonario negocio se crearon los torneos cortos, con la finalidad de jugar dos liguillas en el año, porque la liguilla genera millonarios ingresos. No conformes con implantar ese sistema de competencia, hoy en México, 12 de los 18 equipos tienen posibilidades de ser campeones, porque fue creado el Repechaje, cuyos juegos resultan un negocio redondo para los equipos y las televisoras.

Por si eso fuera poco, los cerebros del futbol decidieron suprimir el ascenso y descenso para favorecer a unos cuantos, porque los equipos que generalmente ocupan los últimos lugares ya no se preocupan por la posibilidad de perder la categoría, hoy eso se resuelve con el pago de una multa que es alta, pero no se compara con el valor de una franquicia de Primera División. Los equipos con estadios pequeños no tienen posibilidad de ascender al máximo circuito, cuando en otros países, hay escenarios para diez o doce mil aficionados que compiten en la Primera División. Se dice que el ascenso volverá pronto porque ya se dieron cuenta el error que cometieron, pero todo indica que será exclusivo de los equipos privilegiados.

A diferencia de otros países, en México se ponen muchas travas al jugador joven y con calidad para jugar en Europa, apenas se asoma un joven con buenas condiciones, el equipo propietario lo tasa en una millonaria suma que resulta inalcanzable para los interesados. Hoy potencias como Argentina o Brasil tienen en la banca a jugadores que pertenecen a los equipos más importantes de Europa, mientras que México aporta algunos elementos a organizaciones europeas de medio pelo. El día en que el futbol mexicano tenga a diez, 12 o 15 jugadores en equipos verdaderamente importantes de Europa, la Selección Mexicana tendrá los argumentos necesarios para tener actuaciones destacadas en la Copa del Mundo.

Sí, para Yon de Luisa México quedó fuera de Catar 2022 solamente porque le faltó anotar un gol, pero la realidad es que ya son varias décadas de tener como objetivo principal mantener un negocio millonario, aprovechando la necesidad del pueblo de tener “pan y circo”, por lo que está acostumbrado a consumir un espectáculo de muy pobre calidad. Hoy la Liga Mx está invadida de jugadores extranjeros de muy mala calidad, pero traer ese tipo de jugadores también representa un gran negocio; es triste ver en la banca a jóvenes mexicanos llenos de talento, y en la cancha a extranjeros que no tienen argumentos para marcar diferencia en esta liga. NO señor de Luisa, México no quedó fuera del Mundial 2022 por la falta de un gol, México está eliminado por la voracidad de sus directivos, quienes solamente piensan en ganar dinero.

Deja un comentario