Habilita Aispuro albergues y centros de acopio en todo el Estado de Durango

0
48

Durango, Durango a 07 de septiembre de 2022. – Debido a las fuertes y constantes precipitaciones en la entidad, la Coordinación Estatal de Protección Civil mantiene el monitoreo de ríos, presas y arroyos en el estado, así como la comunicación permanente con los 39 municipios, donde se han habilitado ya albergues y centros de acopio.

El coordinador de esta dependencia, Guillermo Pacheco detalló que luego de que el Consejo Estatal de Protección Civil se reuniera por instrucciones del gobernador José Aispuro Torres y determinara la alerta ante las fuertes y constantes precipitaciones, se ha mantenido la vigilancia y atendido las afectaciones en las zonas de mayo emergencia.

Los centros de acopio autorizados en la ciudad capital se ubican en el edificio del DIF Estatal (bulevar José María Patoni, antes Libramiento San Ignacio), en las instalaciones de la Coordinación Estatal de Protección Civil (bulevar Guadalupe Victoria, antes Factor), en la sede de la Secretaría General de Gobierno (bulevar Heroico Colegio Militar)

Explicó que hasta el momento los municipios que han reportado afectaciones son Canelas, con daños en caminos de terracería; Durango, en el Rio La Sauceda donde se reventó el bordo del 5 de mayo e inundó toda la parte antes de llegar al aeropuerto; en Guanaceví, donde colapsó el puente de la localidad de Los Alamos, dejando incomunicadas las comunidades Los Alamos, El Potrero, El Carrizo, Los Ancones, Joya, de Casas y San Esteban, así como en el municipio de Canatlán.

En Tepehuanes, hubo necesidad de trasladar a habitantes que se vieron afectados por el desbordamiento del río que inundó diversas colonias, recibiendo apoyo del DIF con alimentos; así mismo en La Purísima, hubo daños en viviendas, un puente peatonal y en el pozo del agua potable y sufrieron inundación algunos cultivos de: avena, maíz y chilares, y en la carretera Tepehuanes-Guanacevi en el kilómetro 210.

En Santiago Papasquiaro, el arroyo del poblado Palestina está a punto de desbordarse; en San Juan del Río, la comunidad 10 de Octubre de San Lucas de Ocampo, el 2 de septiembre se desbordaron los arroyos Tecomblates y El Chorrillo, inundando viviendas y la red de drenaje y agua potable en algunas zonas; además por la crecida del río Charco Hondo quedó incomunicada la comunidad aleñada.

En Lerdo, las fuertes lluvias ocasionaron altos niveles de agua en viviendas de colonias como 5 de Mayo, Independencia, Luis Longoria, Sacramenta, Cesar G, Meras, y en los poblados Nazareno y Los Ángeles en Mapimí; algunos puentes en Ceballos resultaron dañados y viviendas en El Porvenir.

En Pánuco de Coronado, en el poblado Librado Rivera se vieron afectadas viviendas se derrumbaron bardas, y sufrieron algunos daños las redes de drenaje y agua potable; en Rodeo, colapsaron techos de viviendas, así como dos puentes y tres escuelas, además de caminos rurales dañados.

En El Oro, debido a la crecida del arroyo el agua se llevó el vado dejando incomunicadas algunas comunidades, y en las localidades Agostadero y Nogales, la corriente del arroyo se llevó toda la red de agua potable; en San Bernardo, hay daños en los puentes de Alférez y en la cabecera municipal, se colapsó una vivienda en la comunidad de Nogales.

Deja un comentario