Ex guardia de Lady Di cree que estaría viva si él hubiera estado con ella

0
44

(AGENCIAS( 15 de agosto de 2022.- La princesa Diana y su pareja Dodi Al-Fayed murieron en un accidente automovilístico en París el 31 de agosto de 1997, junto con su chofer Henri Paul, mientras que el guardaespaldas Trevor Rees-Jones resultó gravemente herido.

Sin embargo, el ex guardia de seguridad de la princesa Diana, Lee Sansum –a quien la princesa apodaba Rambo– cree que ella seguiría viva si él hubiera viajado en el mismo auto la noche en que falleció.

Lee Sansum, quien trabajó como guardia de seguridad de Diana Spencer, ex esposa del príncipe Carlos de Inglaterra, cree que las cosas pudieron ser muy diferentes, la noche del 31 de agosto de 1997, si él hubiera viajado con ella, ya que se habría asegurado de que llevara puesto el cinturón de seguridad.

En una declaración al periódico The Sun on Sunday, dijo: «Pude estar en ese auto. Cuando supe que no llevaban el cinturón de seguridad en el accidente entendí por qué no sobrevivieron. Eso no debería haber ocurrido”, aseguró.

“Era una práctica habitual que la familia llevara el cinturón de seguridad. Era una orden del jefe, el padre de Dodi, Mohamed Al-Fayed. Dodi, en particular, odiaba llevar el cinturón de seguridad y yo siempre insistía en ello».

Lee Sansum trabajaba para el papá de Dodi, Mohamed Al-Fayed y la tarea de cuidar a la pareja se le asignó cuando se alojó en la villa del ex jefe de Harrods en St. Tropez, en julio de 1997, y Diana le confió que temía ser asesinada algún día.

«Ella fue feliz en esas vacaciones. Pero también la vi llorar cuando se enteró del asesinato de su amigo, el diseñador de moda Gianni Versace. Me confió sus propios temores de que algún día pudiera ser asesinada. Me preguntó si creía que su asesinato frente a su casa era un asesinato profesional», aseguró el elemento de seguridad.

«Pensé que lo era. Entonces ella dijo algo que siempre se me quedó grabado: ‘¿Crees que me lo harán a mí?’. Estaba temblando y estaba claro por su tono que realmente pensaba que podrían hacerlo. Pasé algún tiempo asegurándole que nadie iba a intentar matarla y que estaba segura con nosotros, pero definitivamente pensaba que existía el riesgo de que algún día la asesinaran», declaró Lee Sansum al medio.

Aunque el hombre no cree que Diana fue asesinada, considera que es posible que los servicios de inteligencia desempeñaron un papel en el fatal accidente.

Contó que, durante un recorrido de contravigilancia en Surrey antes del viaje a St. Tropez, uno de sus compañeros de guardia vio a un antiguo colega del SAS, que entonces estaba en la Unidad Especial de Reconocimiento, trabajando en una obra.

«Generalmente nos seguía el MI5, pero era la primera vez que veíamos a un tipo de las Fuerzas Especiales. Un testigo que conducía un coche que circulaba delante del Mercedes en París la noche del accidente dijo en la investigación que vio cómo una moto de gran potencia adelantaba al auto unos segundos antes del accidente.

Finalmente, el ex guardia de seguridad ofreció algunos detalles de la noche en que Diana murió.

«Otro testigo que circulaba en sentido contrario vio cómo una segunda moto dio un volantazo para evitar el humo y los restos del vehículo, y salió del túnel sin detenerse. Los conductores de esas motos nunca fueron encontrados y eso no es una coincidencia.

“Creo que los agentes de seguridad que seguían a Diana, posiblemente británicos o un equipo combinado británico-francés, pudieron provocar inadvertidamente el accidente o estar muy cerca del coche cuando ocurrió. Si se supiera que los agentes del MI6 estaban justo al lado del Mercedes en el momento crítico, mucha gente les habría culpado de ello, y eso habría sido un gran escándalo», afirmó el especialista en seguridad.

Deja un comentario