Hombres armados «desistieron» llevarse a médicos en Culiacán

0
49

Ciudad de México a 06 de enero de 2023.- El gobernador de Sinaloa Rubén Rocha Moya dio a conocer este viernes que el jueves pasado, tras el operativo de captura de Ovidio Guzmán, y los enfrentamientos en diversos puntos de Culiacán, varios hombres armados llegaron a diferentes hospitales —sin mencionar a ninguno en especial—, “a quererse llevar a los médicos”, sin embargo “eso no prosperó”, “desistieron”, aunque se les dijo que “podría llevar a sus heridos para que fueran atendidos, sin importar su circunstancia”.

Hizo un llamado a los presuntos delincuentes que estén lesionados a que busquen a las autoridades para que se les otorgue atención médica, pues “es un asunto humanitario”, y se les brindará “respetando absolutamente toda su situación. Cualquier persona que quiera salvar su vida por estar herido o enfermo que nos busque, y mandamos por ellos una ambulancia”.

Asimismo, dijo que su gobierno atenderá con prontitud “y sentido humano” las necesidades de la población Jesús María, en el municipio de Culiacán.

El mandatario, quien estuvo acompañado de funcionarios estatales y municipales, reiteró que “el operativo fue federal”, y acotó que “nosotros no fuimos enterados”, y que “el secretario Castañeda”, le avisó, “quizás 40 minutos después, de que ya estaba en marcha”; fue entonces que el gobierno estatal supo que la Sedena estuvo a cargo, aunque al principio pidieron apoyo; no obstante, enseguida recibió la petición de “coadyuvancia”.

Reiteró que “no es un éxito ni atributo del gobierno del estado”.

Reconoció que “sí existe un niño de 14 años herido, que fue operado de la población de Paredones, y está en terapia intensiva”.

Refrendo que su administración “ayudará” a los afectados en “sus bienes”, a quienes sujetos armados los despojaron de sus autos, para quemarlos y usarlos en los narcobloqueos, pero les solicitó que realicen la denuncia, y aseguró que “si tienen seguro” se les pagará, pero que vayan a presentar la denuncia respectiva. “Los vamos a ayudar”, expuso.

Detalló que hay tres mil 500 elementos del ejército, de la Guardia Nacional (GN), Secretaría de Marina (Semar), a resguardar la seguridad en el estado, y que se regrese a la normalidad total en el territorio.

En el encuentro se informó que los accesos a Jesús María y los de Culiacán ya fueron reabiertos a la circulación.

Manifestó que la estrategia de seguridad permanecerá y que lo que ocurrió el jueves fue extraordinario, e hizo hincapié en que “no fue un hecho de guerra”. “Fue una acción de gobierno federal”.

Deja un comentario